El furt o pèrdua en el comerç espanyol ascendeix a 2.805.000 d’euros, el que representa el 1,36% de les vendes. Instal·lar un sistema de seguretat electrònica redueix les pèrdues i millora la gestió de la mercaderia i la comptabilitat de l’empresa. Un pack bàsic (antena + etiquetes + desacoplador) costa aproximadament 1.500 euros.

Cada año el comercio español pierde 2.805 millones de euros. ¿La causa? El hurto de los artículos por parte de clientes, empleados e incluso proveedores. Es la denominada pérdida desconocida. Aunque no parece que lo sea tanto. El Barómetro Europeo del Hurto 2009 indica que los clientes son responsables de la mitad de las sustracciones. Poner coto a esa sangría comercial está al alcance del pequeño comercio a través de las soluciones que ofrece los sistemas de seguridad electrónica RFID.

ASÍ FUNCIONA
El sistema está formado por una antena de radiofrecuencia, que alerta del hurto de un artículo cuando el cliente pasa por el arco. La antena y las etiquetas de los productos están comunicados por radiofrecuencia. Si la prenda o artículo no ha sido desactivado por el empleado de la tienda o la cajera del súper, suena la alarma.

¿CUÁNDO INTERESA?
Cuándo la suma de los artículos robados representa un agujero sostenido en tu contabilidad. Haz números. Al invertir en un sistema de seguridad electrónica no es tanto lo que te cuesta cómo lo que dejas de perder a causa del hurto. El pack mínimo, a partir de 1.500 euros, está formado por una antena, las etiquetas y desactivadores-desacopladores. El tamaño del local, el área de cobertura, los metros de la entrada y el número de puestos (cajas) en el caso de una tienda de alimentación determinarán el presupuesto final de una instalación estándar.

LAS ANTENAS
Los tipos de antena varían según el rango de detección (su cobertura). Lo normal es, según el modelo, de 90 centímetros a 1,80 metros alrededor de la antena. “La fiabilidad en los equipos de radiofrecuencia (RF) es de hasta el 95%”, dice Mariano Tudela, director general de Checkpoint Systems.

LAS ETIQUETAS…
Otra parte importante son las etiquetas, que son de RF (radiofrecuencia), EM (electromagnética) y AM (acústico-magnética). El coste por unidad varía entre tres y seis céntimos de euro. Las hay adhesivas (se pegan a los artículos) muy utilizadas en perfumería y alimentación, librería; rígidas; e integradas (FIT), utilizadas en el sector textil. Estas etiquetas identifican el producto, la marca y llevan protección antihurto.

… Y LOS DESACTIVADORES
Los desactivadores de etiquetas pueden integrados en el escáner o independiente. El radio de desactivación es de hasta 30 centímetros. Por su parte, los desacopladores se usan para retirar las etiquetas duras o rígidas. En este caso, la fuerza de un potente campo magnético libera el clavo de la etiqueta.

Font: Emprendedores

Quant costa un sistema antifurt?
Etiquetat a:    

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà